Propuestas radicales para los estudios vascos

La compleja relación de complicidad y resistencia entre el sistema académico y los múltiples discursos hegemónicos de poder ha sido analizada desde diferentes disciplinas humanísticas. La crítica al mandarinato académico por parte de la Escuela de Frankfurt, la propuesta sobre los Aparatos Ideológicos del Estado de Louis Althusser, el Homo Academicus de Pierre Bourdieu o el planteamiento derrideano sobre una universidad sin condición son sólo ejemplos de un amplio aparato metacrítico con el que la literatura comparada ha ocupado una posición crítica en relación al lugar desde donde crea su propio discurso. Partiendo de la necesaria delimitación geopolítica que corresponde a este ámbito de estudio, la Revista 452ºF ha decidido dedicar el monográfico del noveno número a construir un discurso radical, esto es, de resistencia y respuesta, hacia los actuales Estudios Literarios y Culturales Vascos más reaccionarios.

Los textos que participen en este monográfico, por lo tanto, deberán establecer una relación estratégica con respecto a los siguientes planteamientos fundamentales del monográfico que explicaremos a continuación: el funcionamiento de las diferentes instancias académicas que participan en la producción y reproducción de cierto discurso hegemónico; y la necesidad de articular propuestas de contestación y creación que den lugar a un nuevo marco de acción y de reflexión.

En cuanto al análisis de las instituciones de producción de discurso científico, hemos hecho referencia a la necesidad de partir, en nuestro monográfico, desde una demarcación geopolítica clara. Ello se debe a que si las formaciones sociales, simplemente para existir, deben reproducir las condiciones de su producción, no podemos olvidar que, por más globalizado que esté nuestro mundo, sigue siendo el Estado-nación el que continúa marcando los límites de una sociedad civil. Así pues, el sistema universitario y las instituciones académicas –como aparatos ideológicos del Estado– no se pueden separar, por un lado, de sus diferentes actualizaciones geográficas capitalistas, y tampoco, de la acción ideológica ejercida, que tiene como función la constitución de individuos concretos en sujetos. Las verdades del discurso académico solo pueden establecerse mediante exclusiones estratégicas y la producción humanística actual los apuntala gracias a la creencia metafísica sobre la transparencia del lenguaje científico haciéndolo capaz de reflejar las realidades sociales. Esta misma convicción sobre la transparencia del discurso científico, impide la comprensión de las violencias simbólica y epistémica ejercidas desde el sistema académico. La primera (simbólica) hace referencia a la estructura de la relación de dominación presentada como natural y basada en que el dominado sólo dispone de los instrumentos de conocimiento que dependen del mismo sistema de dominación para pensarse a sí mismo y su relación con el dominante. La segunda (epistémica) la comprendemos como el proyecto que constituye el sujeto subordinado como Otro, con la consecuente borradura de la huella de este Otro y la construcción inestable de dicha subjetividad. En ambos casos, el saber se cruza con el poder y establece las condiciones performativas del entramado textual académico y no académico.

Por lo tanto, lo que buscamos son críticas radicales de pensadores radicales vascos. Esto es, textos heréticos y muestras de un posible pensamiento Otro dentro de los estudios vascos, como también aquello que se ha denominado como crítica más que crítica.  Textos resistentes, capaces de poner en duda la misma forma interrogativa del pensamiento de manera afirmativa y performativa. Aproximaciones a la «cultura vasca» que la piensen como nombre de un emplazamiento estratégico donde el excedente, lo residual, se introduce en la pauta dominante de forma emergente y sin aceptar la alteridad como política de identidad. Propuestas que cuestionen y rebatan la ortodoxia de los profesores y textos canónicos. Partir del «como si» literario hacia propuestas de radicalización de la democracia en la transformación de las relaciones de poder existentes y la creación de nuevas fronteras políticas. Rupturas radicales con respecto a paradigmas esencialistas que surjan de pensar en lenguas como herramientas para hacer frente a aquellas ciencias sociales objetivas y neutrales, espejos del mundo social.

En este contexto proponemos las siguientes líneas de investigación

a. Academia vasca y relaciones de poder y saber

b. Cuestionamiento del discurso científico y su capacidad performativa: violencia epistémica y simbólica

c. Análisis crítico del sistema literario vasco y su crítica

d. Propuestas teóricas y metodológicas para lecturas estratégicas

e. Análisis del texto literario y de otros textos como lugares de resistencia/reproducción ideológica

Ibai Atutxa